Camino Inca a Machu Picchu, Viajes y Turismo en Cusco, Perú

El Camino Inca es la mejor excursión del Perú. Esta caminata de 43 kilometros combina visitas a los sitios arqueológicos, paisajes de montaña impresionantes, y exuberantes bosques nubosos ricos en plantas nativas como las orquídeas y con muchas especies de colibrí.

Todo con un solo objetivo, llegar a Machu Picchu siguiendo el antiguo Camino Inca.

Día 1: 12 kilometros de caminata

Entre 5:00 y 5:30 am lo recogeremos de su hotel y viajará en autobús privado a Piskacuchu (2700m), que es una pequeña comunidad ubicada en el Km. 82 de la vía férrea de Cusco a Machu Picchu (también conocido simplemente como Km82) .

Los autobuses suelen parar en la ciudad de Urubamba en el Valle Sagrado durante aproximadamente una hora o más para darle a la gente la oportunidad de tomar el desayuno.

Los excursionistas cruzan el río Vilcanota y suben hasta el pequeño pueblo de Miskay y las ruinas Incas de Huillca Raccay, luego se desciende hasta el río Cusichaca. A partir de este camino hay magníficas vistas de la Cordillera del Urubamba y el nevado de Verónica 5860m.

También obtendrá una gran vista de Llactapata (también conocido como Patallacta en algunos mapas). Llactapata 2750m significa “ciudad alta” en quechua y fue descubierta por Hiram Bingham en 1911 y fue principalmente una estación agrícola utilizada para suministrar a Machu Picchu, maíz, el cultivo básico de los Incas. El lugar abarca más de cien edificios, casas para los obreros y soldados, entre ellos cinco baños.

Luego de caminar 7 km, por la orilla izquierda del río, se llega al pequeño pueblo de Wayllabamba (3.000 m). El nombre en quechua significa “llanura cubierta de hierba. Este es el último lugar del día, aquí se pueden comprar bocadillos y bebidas.

Día 2: 12 kilometros de caminata

Nos levantaremos a las 6:00 am y después del desayuno dejaremos atrás Wayllabamba para comenzar la parte más difícil de la caminata. Aproximadamente durante 1 hora se sigue por la margen izquierda del río Llulluchayoc con dirección a “Tres Piedras”  y un pequeño puente sobre el río Huayruro.

La corriente lleva el nombre del Huayruro que es un árbol ornamental con semillas de color rojo y negro. Muchos de los porteadores del distrito de Ollantaytambo, también se conocen como Huayruros debido a su tradicional poncho rojo y negro. Un poco más adelante se ingresa a un hermoso bosque nuboso pasando una cascada.

Otras tres horas de caminata a través de bosques, nos llevan a un prado conocido como Llulluchapampa (3.680 m). Se asciende durante 1 ½ horas más hasta el primer paso, y el más alto de la caminata (Abra de Huarmihuañusca o Abra de la mujer muerta) a 4200 m. Una vez en la parte superior, se puede celebrar haber completado la parte más difícil del recorrido.

El descenso es muy empinad0, pero no difícil, hasta el fondo del valle, Pacamayo (3.600 m), lugar donde se acampará. Hay servicios higiénicos aquí.

Día 3: 15 kilometros de caminata

Este día es el más largo pero también el más impresionante y más interesante, debido a las muchas ruinas incas que visitaremos en el camino.

Desde Pacamayo se sube aproximadamente durante una hora hasta las ruinas de Runkuracay (3800m). Estas ruinas circulares pequeñas ocupan una posición dominante con vistas increíbles del valle Pacaymayo.

Otra caminata de 45 minutos le llevará a la parte superior del segundo paso: Abra de Runkuracay (4.000 m). Por fin sentirá que está caminando por el sendero de los Incas con la pavimentación, en su mayor parte, original.

El descenso por las escaleras es muy empinado así que mejor tener cuidado. Después de cerca de 1 hora se llega a Sayacmarca (3624m), que significa “Pueblo Inaccesible ‘y describe la posición de las ruinas a la perfección, protegida por tres lados por escarpados acantilados. Nadie sabe el propósito exacto de estas ruinas.

A partir de entonces se desciende al bosque nublado lleno de orquídeas, musgos colgantes, helechos y flores, pasando por un impresionante túnel Inca, labrada en la roca.

La ruta sube y nos lleva hasta el tercer punto más alto (3.700 m). La vista desde el lugar permite divisar picos nevados como Salkantay (6180 m) y Verónica (5.750 m). Unos minutos después se llega a Phuyupatamarca, las más impresionantes ruinas incas hasta el momento.

El nombre significa “Ciudad de las Nubes”. El acceso a las ruinas es por un empinado tramo de escaleras a lo largo del cual se aprecian seis “Baños del Inca”, probablemente utilizados para el culto ritual del agua.

Dejando el sitio a través de una impresionante escalera Inca se desciende un millar de pasos. Tenga cuidado con las rodillas que se siente la tensión al final del día.

Después de aproximadamente una hora de caminata a través del bosque nublado puede ver el techo del Hostal en Wiñay Wayna, aunque probablemente tardará 2 horas más en llegar.

Wiñay Wayna es el camping oficial anterior a Machu Picchu. Hay un restaurante donde se puede comprar bebidas y hasta una bien merecida cerveza, así como duchas de agua caliente ($ 1.5) y servicios sanitarios.

Un corto sendero parte desde el extremo sur del hostal a las ruinas de Wiñay Wayna. El nombre en quechua significa “siempre joven” y lleva el nombre de una variedad de orquídea que crece aquí. Las ruinas constituyen magníficas terrazas agrícolas, que figuran en un lugar impresionante. También hay muchos edificios de piedra de buena calidad y una secuencia de 10 baños, lo que sugiere que el sitio fue probablemente un centro religioso asociado con el culto al agua.

Día 4: 5 km de caminata

Habrá que despertar temprano a las 3.45am, desayunar y partir para llegar a Machu Picchu antes del amanecer, es decir antes de las 5:30 am, los primeros rayos del sol llegan a Machu Picchu a eso de las 7:00 de la mañana.

Para llegar se debe atravesar el bosque nublado y descender 50 escalones que conducen hasta el abra final, el Intipunku (Puerta del Sol). Desde este punto se podrá ver el amanecer en Machu Picchu, una experiencia inolvidable.

De Intipunku descenderemos durante unos 40 minutos a Machu Picchu. Al llegar a las ruinas tendrá mucho tiempo para tomar fotos de Machu Picchu desde el punto de vista clásico.

Luego se baja a la entrada principal, para el registro correspondiente y donde puede dejar sus mochilas grandes. También puede ir al baño y tomar un café rápido en el restaurante a las afueras. Con tan sólo su mochila volverá a entrar en las ruinas para un recorrido completo por los principales sectores. El recorrido dura unas 2 horas por lo que alrededor de las 10:30 tendrá tiempo libre para explorar las ruinas solo.

El tren de regreso a Cusco sale de Aguas Calientes, que es el pueblo más cercano a las ruinas de Machu Picchu, lugar en el cual puede relajarse en sus aguas termales. El tren sale aproximadamente a las 16:30 (hora puede variar) y se llega a Cusco cerca de las 21:00.

admin

3 comments

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: El Camino Inca es la mejor excursión del Perú. Esta caminata de 43 kilometros combina visitas a los sitios arqueológicos, paisajes de montaña impresionantes, y exuberantes bosques nubosos ricos en… (Para leer el artícu……

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *