Curso Gratis de Servicio de Alimentos y Bebidas, parte 35

CAPITULO V. PLANEACION DEL MENU

1. Cálculo del Precio

El término menú se refiere a una lista de diferentes platillos, escrita o impresa, de la cual el comensal hace su selección. El menú incluye los siguientes alimentos: entremeses, sopas y remas, pastas, ariscos, huevos, ensaladas, carnes, quesos, postres, café y té.  La planeación del menú se puede hacer para corto plazo, debiéndose tomar en consideraciónd os factores muy importantes, éstos son:

a) La utilidad que obtenga el propietario en la venta de su producto y,

b) Que el producto sea del agrado de la clientela.

Por otra parte, el costo de la materia prima que el restaurante obtenga deberá ser lo suficientemente bajo, para permitir la obtención de una ganancia en el precio de venta de los platillos ya preparados.

El costo de los alimentos varía debido a múltiples motivos que van más allá del control del restaurantero, tales como el rendimiento de la agricultura o los cambios en la oferta y la demanda.

Por lo anterior, el encargado de planear el menú deberá estar consciente de estas variaciones en los precios.

Un restaurantero puede disponer de un platillo que tenga mucha demanda, sin embargo, si el precio aumentara, tendría que suprimir ese platillo del menú o incrementar su precio. Si se optara por tomar la segunda solución, podría existir el riesgo de que el cliente se resistiera a pagar ese incremento, lo cual repercutiría en pérdida para el restaurante.

Muchas personas conocen el costo de la materia prima en los mercados locales y aseguran que los restaurantes obtienen ganancias considerables; esto obedece a que esta gente ve únicamente la diferencia entre los precios que pagan por sus propios alimentos y el precio que se cobra en los restaurantes, pero no toman en consideración los gastos generales del negocio.

Los gastos generales, se definen como los costos indirectos del negocio que no se pueden atribuir a un producto en particular o a una operación; incluyen renta, seguro, otros impuestos adicionales al impuesto por concepto de las ventas, gas y electricidad. Los costos directos incluyen, no tan sólo la materia prima en sí, sino también sueldos a los empleados.

Los costos directos e indirectos deben ser considerados en la planeación del menú; el hecho de que el producto agrade a los clientes implica presentar un producto de tal forma que los clientes no se resistan a comprarlo.

Artículos Relacionados:

Curso Gratis de Servicio de Alimentos y Bebidas, Programación

admin

1 comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *